Blog

¿Te atreves a ser el coach financiero de tus hijos?

By febrero 17, 2020 No Comments

¿Te atreves a ser el coach financiero de tus hijos?

Por Cristian Burgos.

En los tiempos que corren, la gratificación instantánea manda. Una avalancha de mensajes nos invita al híper-consumo de todo tipo de cosas – tangibles o no – y virtudes como la moderación o la postergación del placer lucen cada vez más arrinconadas.

Nuestros hijos reciben con toda contundencia estos mensajes, que los incitan a la amplificación y a la instantaneidad de sus quereres. Si, frente a esta realidad, insistimos en “ahorrarles la molestia” de hablarles acerca del manejo inteligente del dinero, en la práctica los estamos dejando indefensos ante el
bombardeo.

En efecto, tratar el tema del dinero como un tabú no sólo no ayudará a nuestros hijos a convertirse en los adultos responsables, independientes y prósperos que deseamos que sean en el futuro, sino que además los empujaremos a que sean completamente insensibles al movimiento financiero familiar. Si, por el contrario, cultivamos una comunicación abierta y sana acerca del dinero en relación con los objetivos de vida de la comunidad, lo más seguro es que contaremos con la cooperación activa de todos los miembros de la familia.

Para lograr esto, debemos comenzar por sanear nuestra propia relación con el concepto “dinero” – pues es probable que arrastremos algunas distorsiones al respecto – y por comprender a profundidad nuestro movimiento financiero. Esto nos permitirá abordar la temática en familia de manera objetiva, sin tapujos
y, a la vez, sin reproches.

¿Quién mejor que tú para ser coach financiero de tus hijos? Anímate y comienza.

Enseñar a gastar

Uno de los objetivos explícitos de la educación formal es la construcción de habilidades para que los estudiantes sean más competitivos en el mercado de trabajo. En otras palabras, los estudiantes dedican mucho tiempo y esfuerzo a aprender a ingresar dinero. Sin embargo, en el país dedicamos muy poca
atención a enseñar a gastar de forma inteligente (No quiere decir restrictivo) el dinero de la mejor manera para sostener el bienestar.

Para recapitular, te recuerdo que lo ideal es que la educación financiera inicie en casa, ¿Quién mejor que tú para ser la guía de tus hijos?

Un gusto el que estés aquí. Gracias por leer.

Leave a Reply